jueves, 5 de febrero de 2009

... escribir, escribir, ...

Volviendo a "saber expresarse" o "expresar lo que uno piensa", observo, hablando con algunos alumnos, que no saben decir lo que están pensando. No me refiero a cuando pregunto en clase y alguien no sabe la respuesta, dice algunas palabras, y se para. No, no es eso. Me refiero a alguien que le he propuesto un ejercicio, lo ha hecho en casa (puede haber tardado un par de días), y cuando me lo explica en la pizarra, no sabe decir lo que ha escrito, o al revés, no sabe escribir lo que está diciendo.

Esto parece una tontería, pero no es así. Las Matemáticas (con mayúsculas) usa un lenguaje especial y unos razonamientos lógicos, y a ellos nos tenemos que atener. En primer lugar, porque así son las Matemáticas, y hay que asumirlo y punto. Por otro lado, para comunicarnos con otros matemáticos (a este nivel, podríamos pensar en "hacer los exámenes") usamos un lenguaje común (el matemático) y no otro (en caso contrario, es como si dos personas hablaran distintos idiomas, sin entenderse nada).

Tampoco digo que sea fácil (aunque ya lleváis al menos un año de licenciatura). Esto hay que practicarlo y practicarlo. No hay otra forma. Y más vale empezar ya, ahora en segundo curso, que luego puede ser tarde.

Espero que tanto esta entrada como la anterior sea tomada como un consejo, como los consejos que nos daba el profesor Chamizo.

Para acabar: siempre tenéis (entre otros recursos) al profesor de la asignatura, que está (entre otras cosas) para enseñaros.

2 comentarios: